La falsa casa encantada de Amityville, en venta

La falsa casa encantada de Amityville, en venta

Fantasmas casa mentiras venta



La falsa casa encantada de Amityville, en venta por 925.000 euros






La casa encantada de Amityville (Nueva York), de cinco dormitorios y estilo colonial holandés, salió ayer a la venta por 1,15 millones de dólares (unos 925.000 euros). Los aficionados a lo paranormal consideran que el edificio, de tres plantas, está maldito desde que Ronald DeFeo, que tenía entonces 23 años, mató a tiros en él a sus padres y cuatro hermanos, el 13 de noviembre de 1974.

Un año después, la familia Lutz compró la casa, situada en el 112 de Ocean Avenue, en Amityville, por 80.000 dólares, una ganga considerando que tiene piscina y embarcadero porque está a orillas de un canal. El agente inmobiliario que se la vendió les informó del suceso, pero George y Kathy Lutz no le dieron importancia y se mudaron en vísperas de Nochebuena con sus tres hijos, Daniel, de 9 años, Christopher, de 7, y Melissa, de 5. Ese mismo día, Ralph J. Pecoraro, un sacerdote católico conocido de la familia, bendijo la casa por recomendación de un amigo de George.



Según la leyenda, cuando el cura rociaba con agua bendita el interior de la casa, escuchó una voz masculina que decía desde una habitación que se fuera. No comentó nada a los Lutz en ese momento, pero al día siguiente les dijo por teléfono que no entraran en ese cuarto, que había sido el dormitorio de los DeFeo. La llamada se cortó misteriosamente, y el sacerdote sufrió de fiebre y ampollas en las palmas de las manos. Poco después, la familia Lutz empezó a experimentar fenómenos extraños: ruidos; apariciones de manchas en las paredes; puertas y ventanas que se abrían y cerraban; invasiones de moscas, aunque era invierno; Kathy comenzó a tener pesadillas; ella y su marido vieron un demonio; la niña pequeña decía tener un amigo con forma de cerdo; el hombre vio a su mujer convertirse en una anciana... Tras varios intentos fallidos de exorcizar el inmueble, los Lutz lo abandonaron el 14 de enero de 1976.



La historia traspasó fronteras cuando Jay Anson escribió The Amityville horror (Horror en Amityville. 1977), libro presentado como basado en hechos reales que es el inicio de una larga serie que tuvo su reflejo en nueve películas, la primera de las cuales protagonzaron James Brolin y Margot Kidder en 1979.



"Era una casa preciosa"



A pesar de que en algunos sitios de Internet se afirma que nadie ha vuelto a vivir en la casa desde que la abandonaron los Lutz, lo cierto es que en 1977 la adquirieron James y Barbara Cromarty, quienes vivieron en ella durante diez años sin acosos fantasmales de ningún tipo. "No pasó nada raro, excluyendo a la gente que venía por el libro y la película", ha explicado James Cromarty. Los Cromarty se la vendieron en 1987 a Peter y Jeanne O’Neill, que disfrutaron de ella -"La adoraba. Era una casa preciosa", ha declarado la mujer- hasta 1997, cuando pasó a ser propiedad Brian wilson, su dueño actual, por 310,000 dólares. ¿Y los fantasmas?



Nunca existieron. Todo fue un montaje de los Lutz, según descubrieron Rick Moran, Peter Jordan y Joe Nickell, quien comprobó que la casa no había sufrido durante la estancia de los Lutz los daños que éstos achaban a los espíritus. William Weber, el abogado de Ronald DeFeo, dio la puntilla a la historia cuando contó a AP que se inventó los hechos en complicidad con George Lutz para sacar dinero. Jay Anson los embelleció y luego llegaron los guionistas de Hollywood, quienes engrandecieron aún más el fraude de Amityville, que vendieron como bueno expertos en lo paranormal como Hans Holzer, que firmó tres libros sobre la falsa casa encantada.



Fuente: http://blogs.elcorreo.com/magonia/posts




















Autor: talibb
http://libros-online-gratis.blogspot.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario